domingo, 12 de abril de 2015

Tarta de chocolate y almendra

No sé si el título del post es el más correcto pero así se llama en la fuente de la receta. Os cuento, hace unos días estuve en un supermercado Aldi. Fui a por una mandolina con diferentes cuchillas que me ha parecido útil,  práctica y muy económica y me encontré con un libro de repostería.
 

Estaba muy bien de precio y al ojearlo me pareció muy interesante así que me lo traje a casa conmigo. Como iba a cenar a casa de unos amigos y normalmente llevo el postre elegí una receta que me pareció sencilla y que tenía buena pinta.
En la receta indicaba chocolate al 70% y el que normalmente uso es el del Lidl al 52% así que decidí combinarlo con uno que me había regalado mi madre porque no podía comérselo. ¿Que por qué no podía comérselo? Os cuento. Hace unas semanas se celebró en Astorga el Salón Internacional del chocolate. Me habría encantado ir, yo no pude pero mi madre y mi hermano se acercaron a disfrutarlo. Como les gusta el chocolate negro tanto o más que a mí decidieron comprar una tableta sin darse cuenta de que era puro 100%!!! Imaginad su cara al probarlo, jajajaja. Obviamente es dificil de comer así,  con lo que me lo traje para preparar alguna delicia. En este caso combiné los dos, el del 52% y el del 100% para obtener algo intermedio.
 

El hecho de que lleve almendra molida me cautivó ya que normalmente he obtenido muy buenos resultados en masas con este ingrediente. Lo que haré en futuras ocasiones es hornearlo menos ya que lo hice en un molde de raciones individuales en lugar de uno redondo.
Os dejo la receta.
Ingredientes:
- 125 gr chocolate de cobertura negro al 70% (yo usé 62 gr de chocolate al 52% y 62 gr al 100% aproximadamente)
- 105 gr de mantequilla
- 3 yemas de huevo
-  80 gr de azúcar
- 40 gr de almendra molida
- 40 gr de harina
- 2 cucharadas de nata líquida
- 2 cucharadas de leche
- 20 gr de almendra laminada para decorar

Precalentamos el horno a 220°. Derretimos 95 gr de chocolate con 90 gr de mantequilla y enfriamos a temperatura ambiente. Batimos las yemas con el azúcar hasta que blanqueen y añadimos la almendra molida, la harina y la mezcla de chocolate y mantequilla.
Horneamos durante 18 minutos y enfriamos sobre una rejilla.
Derretimos el resto del chocolate con la mantequilla restante, la nata y la leche. Cubrimos la tarta con este glaseado y adornamos con la almendra laminada.
Queda una tarta tipo brownie más que bizcocho con un intenso sabor a chocolate.

lunes, 6 de abril de 2015

Simple cake para un cumple especial

Hoy es un día especial, es el cumpleaños mi madre. Nació un domingo cuando tocaban a Gloria (de ahí su nombre)  y este año se ha acercado bastante. Así que como ayer estábamos juntos en el pueblo lo celebramos con parte de la familia.
Llevé el bizcocho horneado, de huevos camperos y vainilla. Y preparé una de las cremas preferidas de la familia, la nata con nueces. Siempre es más inestable que un frosting de queso, un SMBC o una buttercream pero está tan rica!!!
Simplemente con una espátula quedó una tarta rústica pero resultona, y lo más importante, deliciosa!
 Fijaos bien en las baldosas vintage de la cocina de mi abuela,  a la cámara le gustaron más que la tarta, ja ja ja.
 




Os quiero enseñar también un bundt fallido :-( no porque no estuviera rico sino porque se me quedó completamente pegado al molde. Es de manzana reineta y canela. El molde el Heritage que uso otras veces de Nordic ware, así que achaco el desastre a uno de estos dos motivos: la falta de spray desmoldante que reemplacé por AOVE o la cantidad de fruta que llevaba: 4 manzanas reinetas en compota con azúcar moreno. Una lástima porque como os digo estaba muy bueno!
Como era mucha masa preparé alguno en versión mini. Ni las migas quedaron!!!

Y para rematar el post qué mejor que enseñaros las torrijas de mi madre, las mejores del mundo mundial,  certificado por amigos y familiares. Es así... Con leche aromatizada, huevos camperos,  azuquitar y una pizca de canela.
¡Muchas felicidades mamá!